Juegos móviles vs juegos tradicionales: avances tecnológicos

Compartenos

Si echamos  una vista al pasado nos daremos cuenta de cómo la forma de entretenimiento de los niños ha cambiado de manera drástica, los juegos de antes son algo que hoy en día solo queda en la memoria o en algunas imágenes, se puede observar cómo los niños prefieren estar sentados en frente de una pantalla utilizando dispositivos tecnológicos que en cierta edad ellos no necesitan. Es cierto que la tecnología y sus avances mejoran las formas ejecución de muchos trabajos, pero qué sucede  cuando toda la vida gira en torno a un celular, computador u otro dispositivo electrónico, ese es el estilo de vida que los niños de hoy en día llevan.

Hace aproximadamente diez años se podía ver más chicos jugando en las calles e interactuando más, para este momento no se interesan en aprender por medio del contacto directo.

¿De qué se están perdiendo los niños frente a las pantallas?

Los avances tecnológicos solo buscan hacer más práctica la ejecución de los trabajos pero para los niños la tecnología se ha convertido en una barrera para poder socializar con otros.

 Existen diversas formas de entretenimiento para los niños, pero hoy en día van a preferir tener un aparato electrónico en sus manos, a tener un juguete más tradicional he interactuar con otras personas. Tal vez se logren entretener más por este medio pero también esto lleva consigo diferentes comportamientos negativos por ejemplo:

No interactúan con su familia, o no lo hacen tanto, este no es un problema que radica solo en los niños, sino también en sus padres.

Prefieren no moverse del asiento, ya sabemos que el sedentarismo es malo para la salud y desde que su dispositivo conserve la suficiente batería ellos no se moverán.

Al estar centrados mirando continuamente una pantalla, la vista se cansa, en cuanto al estar alternando  el brillo de pantalla hay diversas opiniones.

Debido a que constantemente están centrados en sus dispositivos no se dan la oportunidad de conocer otras personas e interactuar con ellas.

Otro inconveniente de estar siempre en frente de una pantalla es que han dejado de lado los juegos tradicionales, y solo les interesa los juegos online donde su único objetivo es mantenerlos quietos.

Lo más recomendable es monitorear todas las actividades de los niños y mantener una supervisión por parte de los padres a todas las páginas de internet a las cuales los niños tienen acceso.

No obstante la tecnología ofrece muchos beneficios que sin duda alguna se deben aprovechar de manera prudente sin exceder de esto, con lo anterior solo se intenta plasmar una de las consecuencias que conlleva el uso de aparatos electrónicos por parte de los niños sin la supervisión de sus padres.

Compartenos